¿Cómo afecta el estrés en la familia?

Apr 1, 2013 by     No Comments    Posted under: Psicología Familiar, Psicología para Adultos
estres en la familia ¿Cómo afecta el estrés en la familia?

¿Cómo afecta el estrés en la familia?

La mayor parte del tiempo el estrés está presente en nuestras vidas, lo llevamos del trabajo a la casa y viceversa, nuestros hijos lo costean y nuestra pareja termina contaminándose, al grado de poner en riesgo la relación y la salud emocional de la familia.

Para hablar de estrés no es necesario contextualizar una situación determinada, basta con referirnos a la cotidianidad y la extensa lista de problemas a la que nos enfrentamos: conflictos con la pareja, dificultades económicas, problemas con los hijos, enfermedades, etc.

En la agitada sociedad en la que vivimos, el estrés es algo común. Las exigencias en nuestra vida aumentan y las expectativas de éxito, felicidad y bienestar se vuelven, con el paso del tiempo, difíciles de alcanzar. La competitividad laboral, las presiones sociales y la lucha inalcanzable por mejorar la situación económica en la que se vive se ha vuelto primordial, inclusive aún más importante que el propio bienestar emocional.

Cuando nos referimos a estrés hablamos de una reacción fisiológica del organismo en donde se activa todo un mecanismo de defensa con el fin de enfrentar alguna situación que se percibe como amenazante.

Este estado afecta a todos sin importar  la condición socioeconómica, edad, sexo o situación laboral. Todo en exceso es malo, y por consiguiente  los grados moderados de estrés son necesarios y nos motivan para avanzar por la vida y responder a las demandas diarias. Sin embargo, es imposible vivir en un estado permanente de estrés.

El estrés es una respuesta natural y necesaria para la supervivencia, que se vuelve un problema cuando, bajo determinadas circunstancias frecuentes en ciertos modos de vida, (se vuelve parte de la rutina diaria de una persona) y desencadena problemas graves de salud, produciendo una sobrecarga de tensión que repercute en el organismo humano y provoca la aparición de enfermedades (gastritis, colitis, cefaleas, etc.), cambios constantes de humor, nerviosismo, falta de concentración, vulnerabilidad, irritabilidad, entre otros, lo que puede generar problemas importantes en las relaciones laborales, de pareja y sobretodo a nivel familiar, siendo los hijos, la mayoría de las veces, los más afectados.

Dentro de las afecciones psicológicas cognitivas que el estrés puede causar esta la falta de concentración, hay un fuerte desequilibrio emocional que provoca enojo, bloquea las ideas y la productividad, produce miedo y se puede manifestar hasta en conductas violentas, en muchas ocasiones lo que afecta el entorno familiar y genera más estrés.

Así pues, el estrés afecta la salud y el bienestar de la familia ya que este se contagia y quien lo manifiesta lo transmite por todo el sistema familiar; es muy difícil padecer de estrés sin que otros lo padezcan.

Por eso es muy importante que todos los individuos que conforman el entorno familiar de una persona que está pasando por alguna situación de estrés, aprendan a manejar la serie de sintomatologías,  signos y trastornos emocionales que conlleva esta condición.

Fuente: Lic. Patricia Rojas

Especialista en Psicología

Reconstruye, Centro Psicopedagógico Especializado

¿Tienes alguna duda? Déjanos tu comentario y te asesoramos