¿Mi hijo es responsable?

¿Cómo saber si mi hijo es responsable?

¿Mi hijo es responsable?

Para fomentar el sentido de la responsabilidad  es recomendable empezar formándole a tu hijo poco a poco en el compromiso y la entrega, intentando que desde pequeño se encargue, dentro de sus posibilidades de actividades sencillas en casa. A medida de que tu hijo que vaya creciendo, puede ir adquiriendo responsabilidades más importantes y complejas.

Según los expertos, estas pueden ser las responsabilidades que se les pueden designar a los hijos de acuerdo a su edad:

Para niños de 5 a 7 años

  • Barrer pisos.
  • Ordenar su habitación.
  • Hacer su cama.
  • Colgar la toalla luego de bañarse.
  • Alimentar a las mascotas.
  • Poner la mesa.
  • Ayudar a levantar y lavar los trastes.
  • Colgar la ropa.
  • Recoger sus juguetes, libros, cuadernos, pinturas.
  • Preparar la mochila con todos los materiales que necesitan llevar al colegio y para sus actividades extraescolares: fútbol, natación, etc.
  • Cepillarse los dientes, lavarse las manos, peinarse, abrochaste la agujeta.
  • Preparase la ropa para la ducha.
  • Colaborar en la preparación de la ropa para el día siguiente.

Para niños de 8 a 12 años

  • Ayudar a hacer listas de compras del supermercado.
  • Ayudar a hacer las compras, para aprender así sobre precios, presupuesto familiar y manejo del dinero.
  • Guardar las compras en la alacena.
  • Prepararse desayunos y snacks simple.
  • Ayudar a preparar la cena.
  • Pasear al perro.
  • Hacer labores de jardinería.
  • Clasificar desechos para reciclar.
  • Sacar la basura.
  • Ayudar a lavar el automóvil.

Para jóvenes de los 12 en adelante

  • Hacer todos los deberes escolares sin que nadie se lo recuerde.
  • Ordenar su habitación incluyendo armarios y la cama bien hecha.
  • Organizar sus fiestas de cumpleaños.
  • Acudir a las actividades extraescolares con el equipamiento adecuado.
  • Aseo e higiene personal. Ducharse diariamente dejando el baño aseado.
  • Lavar los platos, quitar el polvo, limpiar el suelo.
  • Doblar y recoger su ropa.
  • Prepararse el almuerzo y la merienda. Cocinar comidas sencillas.
  • Organizar su ocio y tiempo libre.
  • Llevar las llaves de casa.
  • Anotar en la lista de la compra cosas que faltan.
  • Realizar compras.
  • Organizar sus libros, sus CDs de música.
  • Prepararse la maleta cuando se van de excursión, viaje, campamento, etc.
  • Acostarse a una hora razonable.
  • Levantarse a la primera vez que se les llama o poniéndose el despertador.
  • Tomarse la medicación pautada por el médico.
  • Alimentarse de forma adecuada, evitando “caprichitos”

Es obvio que para desarrollar la responsabilidad hay que darla. Cuando los padres sobreprotegen, a su hijo  y hacen las tareas que él sólo podría hacer, no le dejan crecer como persona. Recuerda darle muchos elogios por lograr sus tareas y ten en mente que todo lo que perseveres en enseñarle a tu hijo  le servirá para toda la vida.

Fuente: Lic. Jessica Sebastian

Especialista en Psicología Infantil

Reconstruye, Centro Psicopedagógico Especializado

 

Comments

comments

Chatea con nosotros
¿Necesitas ayuda?
¡Bienvenid@! Gracias por comunicarte a Reconstruye 😀 ¿Cómo podemos ayudarte?
Powered by